Serpientes venenosas de África

África es un continente fascinante, en el cual podemos encontrar una increíble biodiversidad. En este territorio se encuentran algunos de los animales más fascinantes del mundo, como el león o el elefante, pero también algunas de las serpientes más venenosas y letales del planeta.

La mamba negra

El ránking de serpientes más venenosas de África lo encabeza, por méritos propios, la mamba negra, una serpiente venenosa que en realidad no es negra, pero cuyo nombre viene por el color que se ve en el interior de su boca.

serpientes venenosas

Esta serpiente es una de las más peligrosas del mundo, a pesar de que en ránking mundial ocuparía más o menos el puesto número 19. Sin embargo, en la lista de serpientes más rápidas estaría en el número uno o en los primeros puestos. Esto hace que ataque mucho a las personas, las cuales no se pueden defender ante la rapidez de este veneno, que provoca alrededor del 50% de las muertes por mordedura en África, algo a lo que ayuda la falta de infraestructura médica

La mamba verde

La mamba verde es otra de las serpientes venenosas que hay en África. En esta ocasión la serpiente sí que es verde, y de hecho podemos decir que son animales preciosos, de los cuales conviene mantenerse alejado.

mamba verde

Su veneno es muy similar al de su pariente, la mamba negra, pero lo cierto es que es mucho menos tóxico. Además. como la mamba verde es más pequeña inyecta menos veneno que la mortífera mamba negra. De todas formas, si una persona es mordida por la mamba verde y no es atendida de inmediato, no tardará mucho en morir, puesto que su veneno es neurotóxico.

La cobra

La cobra es una de las serpientes venenosas más conocidas del mundo, y aunque su hábitat está sobre todo en Asia, en donde vive la temible cobra real, en África también hay varias especies de esta serpiente tan hermosa y peligrosa a la vez.

El veneno de estas serpientes es mortal y lo peor es que atacan con una rapidez inusitada, puesto que son capaces de ponerse “de pie” y atacar en esa posición elevada, que les facilita morder en las manos, brazos y la parte superior del cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *